16.4 C
Argentina
lunes, julio 15, 2024

Qué son los plazos fijos de la Bolsa y por qué hoy convienen más que los tradicionales

De la Categoría

Se suelen hacer a 7 días o menos, y ayudan a proteger los pesos de la inflación.

Cómo funcionan.

En un contexto de alta inflación interanual, preservar el valor de los pesos se convierte en un desafío para muchos argentinos. Ante esta situación, surge la pregunta de cómo proteger los ahorros a corto plazo. Sucede que, en el caso de las personas más conservadoras, al pensar en dónde poner el dinero a trabajar de manera segura, lo primero que aparece como opción es el plazo fijo tradicional.

Sin embargo, la gran mayoría es consciente de que esta alternativa actualmente no es para nada rentable debido a los últimos recortes de tasa de interés y al tiempo mínimo exigido para dejar inmovilizado el dinero. No obstante, existe una opción de inversión que no requiere de muchos conocimientos y, en su lógica, funciona igual que el plazo fijo. Aunque cabe aclarar que implica tomar un poco de riesgo.

Se trata de las cauciones bursátiles, también conocidas como “el plazo fijo de la Bolsa”, que se presentan como una opción más atractiva para resguardar el valor del dinero.

“Las cauciones bursátiles podrían definirse como ‘los plazos fijos de la Bolsa’ aunque, es importante destacar que cuentan con diferentes características que, desde nuestro punto de vista, hacen que sean un instrumento mucho más interesante que el plazo fijo tradicional“, explicó el Manager de Estrategia de Inversiones en IOL invertironline, Maximiliano Donzelli.

El dinero se presta a otros inversores por tiempos menores que los de un plazo fijo tradicional. Foto: Archivo.El dinero se presta a otros inversores por tiempos menores que los de un plazo fijo tradicional. Foto: Archivo.

Según destacó, “una de las principales diferencias consiste en que, en lugar de prestarle dinero al banco, les prestás a otros inversores y con plazos menores a los de un plazo fijo. En general, los plazos que más operan son los de 1 a 7 días. Si bien las tasas suelen estar por debajo de un plazo fijo, cuentan con la flexibilidad de no tener un vencimiento de 30 a 90 días”.

¿Por qué conviene invertir en cauciones?

Estas son algunas razones:

. Liquidez y volumen: Las cauciones son uno de los instrumentos más operados en el mercado financiero, con plazos que van desde 1 hasta 120 días. Esto brinda una alta liquidez, permitiendo realizar inversiones a corto plazo de manera ágil y eficiente.

. Rentabilidad cierta: Al operar una caución, el inversor presta dinero y obtiene una tasa de interés pactada en la operación. Desde el inicio, se conoce el retorno de la inversión, ya que se establece una tasa de interés preestablecida y se calcula la tasa efectiva para la duración de la caución. Esto brinda certeza sobre los rendimientos que se obtendrán.

. Garantía respaldada: Las cauciones se respaldan con títulos que se entregan como garantía de pago. Estos títulos se colocan en un Fondo de Garantía, establecido por las normas de la Comisión Nacional de Valores (CNV) y las normativas de BYMA. Dicho fondo asegura que el colocador esté cubierto al 100% en caso de incumplimiento.

¿Cómo funciona la caución bursátil?

Para que funcione o exista una caución se necesitan dos partes intervinientes: el colocador y el tomador.

El colocador es quien aporta el efectivo y, al término del período establecido, recibe el capital más intereses. El tomador, por su parte, recibe los fondos y coloca títulos de acciones y bonos en el mercado como garantía del pago. Esto convierte a la caución en una opción incluso más segura que el plazo fijo tradicional.

Al vencimiento de la caución bursátil, el colocador recibe los intereses y el capital pactados. El tomador, que devuelve el préstamo más la tasa de caución bursátil, recupera sus activos.

¿Cómo invertir en una cauciones bursátil?

En primer lugar, se necesita tener una cuenta comitente, también conocida como cuenta de inversión con dinero en efectivo dentro de ella, sea en pesos o en dólares.

Las cauciones bursátiles o "plazos fijos de la Bolsa" son una opción atractiva para resguardar el valor del dinero. Fotos: Diego Waldmann. Las cauciones bursátiles o “plazos fijos de la Bolsa” son una opción atractiva para resguardar el valor del dinero. Fotos: Diego Waldmann.

Luego, a través de la plataforma del broker con el que se maneje el inversor se podrá encontrar cómo operar con cauciones y colocar fondos en una. Se podrá hacer a través de la plataforma web, enviando órdenes por mail, o por vía telefónica.

Paso a paso, cómo empezar a invertir desde cero

1. Elegir un agente ALYC (Agente de liquidación y compensación), o mejor conocido como broker o agencia financiera.

2. Abrir una cuenta de inversión. Esta gestión es rápida y sencilla y se hace a través de la página web de la agencia con la que se haya elegido operar.

3. Ingresar dinero a la cuenta de Inversión a través de una transferencia de pesos o dólares desde una cuenta bancaria, en la que sea titular, hacia la cuenta que figura en la página de la agencia financiera. Una vez que se acredita el dinero, ya se puede comenzar a operar.

LN

spot_img
spot_img

Últimas Noticias

Noticias de todos Lados